miércoles, 9 de abril de 2014

Crónica de un alud en la Serra de Llurri (Pallars Sobirà). Vídeos y fotos.

El pasado 8 de marzo de 2014 mi amigo Alonso y unos amigos suyos fueron testigos de como se caía una ladera entera en forma de 5 grandes aludes mientras hacían la aproximación al refugio de Certascan.

 En esta entrada voy a hacer un breve reportaje de lo que sucedió, con ayuda del material gráfico de Adrián Álvarez (fotos y vídeo 2), Toni Cuadras (vídeo 1), Oriol Parera (track e imagen en 3D) y Alberto Alonso (descripción de lo sucedido).

Detalle de uno de los 5 aludes

Alonso y sus compañeros se encontraban foqueando a las 17:05 h del 8 de marzo de 2014, haciendo la aproximación al refugio de Certascan, en el valle del Pallars Sobirà (Pirineo catalán).

Ese día hizo mucho calor. El riesgo de aludes que indicaba el boletín era de 3, sobre todo a partir del medio día en laderas orientadas al sur. Los días anteriores sopló viento fuerte de componente norte, lo que provocó la formación de placas de viento en las laderas sur.


El recorrido que hicieron fue el siguiente:




La línea azul representa el track que grabaron con el GPS. En el punto rojo se encontraba el grupo en el momento del alud, en ladera de orientación norte.  En la ladera de enfrente, orientada al suroeste fue donde se produjeron los aludes. La linea horizontal amarilla representa la linea de fractura de toda la ladera que se cayó. Las 5 líneas amarillas verticales representan los 5 aludes que cayeron. Los aludes cayeron de forma sucesiva de derecha a izquierda. La zona del los aludes se conoce como Serra de la Llurri. 

El estado de la nieve era polvo-húmeda. De repente escucharon un sonido seco, parecido al chasquido de una rama al partirse, pero mucho mayor, y se escuchó en todo el valle. Al principio no sabían donde venía el alud. Instintivamente miraron hacia arriba, a las canales que tenían en su misma ladera. Unos instantes más tarde se dieron cuenta de que el alud se había desencadenado en la ladera de enfrente. Se rompieron 5 placas de forma sucesiva, quedando una línea de fractura en la zona de salida de varios cientos de metros.

Como espectadores en primera fila pudieron ver, fotografiar y grabar los distintos aludes. Lo que más les sorprendió, además de las enormes dimensiones de la zona barrida por los aludes (toda la ladera de enfrente), fue la gran velocidad con que bajaban, arrasando pinos a su paso. El alud central llegó hasta el fondo del valle y remontó unos cuantos metros de la ladera donde se encontraba el grupo (vídeo 2).

A continuación se muestran varias fotos que pudieron tomar y 2 vídeos.

Panorámica de la ladera minutos antes de que cayeran los aludes

Panorámica en pleno recorrido de los aludes

Aludes con más detalle

Panorámica después de los aludes

Se puede apreciar las enormes dimensiones del alud

Zona de depósito de uno de los aludes grabados (vídeo 1)

Panorámica de toda la ladera después del los aludes.

A continuación se muestran los 2 vídeos que pudieron grabar. El primero es de buena calidad, y el segundo de mala calidad. Pero merece la pena ver los dos.

Vídeo 1 grabado por Toni Cuadras:




Vídeo 2 grabado por Adrián Álvarez:




Y hasta aquí llegan las fotos y vídeos que me han facilitado.

Cada uno que saque sus propias conclusiones.

 Pero las mías son:
- Por mucho Arva, pala y sonda que llevemos, y por muy bien que los sepamos manejar, hay aludes de grandes dimensiones que si nos pillan, poco podremos hacer.
-Ante esta situación de enorme vulnerabilidad frente a grandes aludes, la mejor forma de salvarse de un alud es saber interpretar bien el terreno y sus trampas; para, en la medida de lo posible, conocer donde y cuando se puede producir el alud y así evitarlo. Por supuesto, eso es algo muy difícil de aprender, y solo con años de experiencia y observación se puede más o menos conseguir.

Un dato:
Me comenta mi amigo Alonso, que después de este suceso estuvieron hablando con el guarda del refugio de Certascan, y dice que en 20 años que lleva allí, nunca había visto un alud en esa ladera.


Si te parece interesante esta entrada, compártela, ya que creo que a todos los montañeros nos viene bien conocer fenómenos como éste (casi siempre difíciles de captar con la cámara) para aprender.

Un saludo y ¡nos vemos en el monte!



7 comentarios:

  1. Magnífica crónica! La verdad es que fueron unos segundos muy impactantes.
    Uri

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me imagino Uri! Unos instantes para no olvidar...

      Eliminar
  2. Molt be. Merci por compartir esta información.
    Jon

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias por compartir el artículo.
    Debe ser impactante vivirlo en directo, esperemos no vernos ninguno inmerso en algo de tan grandes dimensiones.

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias por la información

    ResponderEliminar
  5. Espectacular! Gracias por compartir!

    ResponderEliminar
  6. me gusta subir las montanas siempre estoy buscando las montanas mas famosas del mundo .Gracias por este blog excursiones en estambul

    ResponderEliminar

Viviendo la Montaña

Viviendo la Montaña